[Testimonio] LA “MAGIA” DE MÉTODO INTEGRA

Compartir el contenido

Carlos me contactó varios meses después de haber compartido juntos en un curso donde él les contó a los jóvenes “Que hacía varios años sufría de ataques de ansiedad y que la noche anterior no había dormido nada y estaba muy trasnochado y cansado, que, así y todo, estaba cumpliendo con su responsabilidad.” Cuando escuché esto fue muy sorprendente para mí que Carlos tuviera esas experiencias, porque Carlos es un ser que irradia tanta alegría y conecta desde ahí para llevar su mensaje a las personas. En ese momento sentí que podía ayudarlo y decidí ofrecerle los servicios con Método INTEGRA. Al final de la charla le hablé sobre la metodología y los grandes resultados que he tenido con ella en mi vida y en la de muchos consultantes.

Carlos llevaba varios días sintiéndose muy mal y recordó mis palabras. Volvimos a retomar la conversación inicial, le amplié la información sobre la metodología y decidió que lo acompañara con un protocolo de Método INTEGRA. Al día siguiente del protocolo, Carlos vivió una de las situaciones que le disparaba la ansiedad y, ya fue él el sorprendido con los resultados inmediatos de las sesiones, ya que pudo vivir la situación con una respuesta totalmente positiva, sintiéndose empoderado y tranquilo.

 

Testimonio: Carlos Piedrahita

“Soy un explorador inquieto de técnicas que le aporten bienestar a mi vida, en ese camino me he permitido probar herramientas interesantes en la búsqueda de algunas respuestas a la falta de paz y armonía que he sentido en algunas facetas personales. En algunos casos he percibido beneficios, en otros tanto no, pero creo que de todo algo te queda. En ese trayecto, a mis 38 años y con cierto nivel de conciencia, escuché del Método INTEGRA y no me sonó lejano dados mis recorridos académicos en las áreas de la mente y, ante un momento coyuntural (y vaya que he tenido varios), me acerqué a Beatri (así me refiero con cariño a ella), quien amorosamente trabajó conmigo utilizando estas técnicas, y sentí desde el primer momento “magia” en los resultados. Y lo expreso con profunda honestidad y verdad, porque mi cuerpo y mis emociones reaccionaron de inmediato ante las sesiones, y para mi es fácil calibrarme y observarme, pues cómo lo expresé al inicio de este testimonio he abierto muchas puertas, y con esta resoné y reaccioné de forma asombrosa, y por eso quiero reconocer que en mí hubo cambios y por eso me animo a dejarlo plasmado en este mensaje, que quizá sea el impulso para que otros más se lo permitan”.

 

Beatriz Elena Gómez Davila

X